¿Qué tipos de filtro de agua existen?

Los filtros de agua son cada vez más populares en los hogares; este equipo permite limpiar el agua de los acueductos. El dispositivo atrapa y elimina las partículas que pueden dañar a las personas que beben agua de los grifos durante el proceso de filtración. Este método de limpieza era utilizado por las culturas antiguas y ahora se ha modificado para su uso personal.

La mayoría de los filtros emplean carbón activado, que captura las partículas sólidas y garantiza que el líquido llegue a su destino purificado. Cuando el carbón se activa, es porque alcanza una temperatura de 800 o 1000 grados centígrados, y el calor actúa como un imán para atraer las partículas peligrosas. Como resultado, el agua es pura e inodora.



Existen varios tipos de filtros de agua en el mercado, siendo los más comunes los de ósmosis inversa, los de luz ultravioleta y los de carbón, cada uno de los cuales se explica a continuación.

Filtros de agua con ósmosis inversa

Por su facilidad de instalación, este tipo de filtro no requiere una gran inversión y es uno de los más utilizados. Se suele instalar debajo del fregadero para que el agua del servicio municipal llegue filtrada al grifo de la cocina, que es donde más se utiliza.

Filtros de luz ultravioleta

Este dispositivo de filtrado elimina los gérmenes del agua mediante el uso de luz ultravioleta. El procedimiento de purificación comienza con el paso del agua por lámparas de luz ultravioleta, que emiten rayos que matan los microorganismos y hacen que el agua sea potable. Sin embargo, no es muy recomendable porque no elimina las partículas sólidas.

Filtro de carbón

Es el más utilizado en los hogares porque elimina las bacterias, las partículas sólidas y otros elementos que pueden ser perjudiciales para la salud de las personas. Cuando el carbón se activa, el agua comienza a purificarse; se utiliza con frecuencia ya que es el más eficaz para eliminar las partículas que producen suciedad en el agua.